viernes, 21 de septiembre de 2012

Aldo Novelli

Aldo Novelli





noúmeno

                    ./a Nela Río

camino por el muelle
entre hombres oscuros 

con capas lluviosas
bajo la luna
y el resplandor amarillento de un farol de kerosene

arrojan preguntas
inefables
al infinito líquido de mil formas/
mientras encarnan sus anzuelos
con trozos de ángeles caídos
o pequeñas sirenas brillantes/
a veces logran sacar de las fauces marinas
estrellas ilusorias arpías basiliscos o grifos.

alguno dice haber pescado
un unicornio de agua salada
que tiene clavado en la pared de su pieza.

pero todos regresan
noche tras noche
a interrogar al cielo
o discutir con poseidón
por su alquimia personal/
su razón de ser
fuera del mundo cotidiano.

todos regresan 
una y otra vez
por el gran pez.

hasta que la muerte los sorprende
escudriñando la infinitud
en actitud oratoria.


a esta altura del siglo

a esta altura del siglo
es imposible escribir
un poema de amor.

cientos de holocaustos niegan
recorrer tu piel
con mi lengua
hasta el centro de tu cuerpo
y beber con voluptuosidad
la copa de tus deleites
en la dimensión inefable del deseo.

estoy aquí
frente a tu cuerpo desnudo
erecto y caliente
y aún así creo que está todo perdido.

miro la noche por la ventana
y bajo los carteles de neón
un niño sucio y descalzo
parte su trozo de pan endurecido
y le da la mitad
al perro pulguiento que lo sigue.

la utopía del porvenir


las palabras tienen la forma del objeto que las nombra.

...
la palabra pan tiene la forma de una hogaza recién horneada.

el sema huevo es una esferoide.

la palabra espiga es mecida por el viento de la pampa y los soles del sur.

el hombre mediocre camina doblado hacia el suelo/ ambicionando un tesoro ajeno.
el hombre elevado se alza hacia el altísimo 
movido en sus plantas como una espiga.

el hombre común
lucha por el pan y el vino de cada día
con el cielo y el infierno a su lado

y con los huevos colmados por los hijos de la revolución.-

11 comentarios:

  1. superbo!
    gracias por mantener en vilo mi capacidad de asombro.

    Julio Taborda Vocos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Julio!!.
      abrazo de surviento.
      aldo.-

      Eliminar
  2. La realidad sin representación, viva y desnuda donde tampoco es posible engañarse y escribir un poema de amor.
    DeSafiantes letras. No he encontrado un unicornio en mis búsquedas, pero si un caballito de mar y me vale.
    Felicitaciones, Aldo, y saludos.
    MARITA RAGOZZA

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Marita, siempre tan atenta en tus consideraciones hacia mí y en tus insoslayables lecturas.

      abrazo de sol.
      aldo.-

      Eliminar
  3. Muchas gracias Marita por tus permanentes consideraciones hacia mí y por tus insoslayables lecturas.

    abrazo de sol querida amiga.
    aldo.-

    ResponderEliminar
  4. Agradecido a Ester y Andrés por su permanente apoyo y las publicaciones de mis textos.

    abrazos repartidos.
    aldo.-

    ResponderEliminar
  5. Gracias Aldo. Con tus palabras siempre llegan los vientos colmados de la patria sur y embellecen las páginas blancas de los sueños reales.
    Un abrazo, compañero de las emociones y los sentimientos.
    Sonia, con un abrazo bien porteño

    ResponderEliminar
  6. Bravo Aldo, hermosos poemas. La hondura, con los años, crece como un buen vino, que así sea por siempre!. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Carlos, un gran abrazo compay.
      aldo.-

      Eliminar
  7. usted lo merece, cumpa patagónico. Cuando gustés mandá lo que te parece. abrazos, andrés

    ResponderEliminar
  8. ''a esta altura del siglo

    a esta altura del siglo
    es imposible escribir
    un poema de amor.''

    Estimado Poeta, aunque debiéramos intentarlo, porque el amor es lo que nos salva, como la poesía a quienes la amamos y la gustamos, disfrutamos.
    Disfruté, valga, mucho de sus poemas principalmente los dos primeros. Mi afecto. Marta Comelli

    ResponderEliminar